Melómanos, tu enciclopedia musical online

Representación gráfica de la duración del sonido: ejemplos

 

Oigamos ahora algunos patrones rítmicos que nos ayudarán a comprender todo lo explicado sobre las figuras de notas. En estos ejemplos vamos a escoger una medida que equivale a 1 segundo de duración y ese será el ritmo básico (una negra durará un segundo, una blanca, dos segundos, etc).

ejemplos-fig14a

Ejemplo 1

ejemplos-fig14b

Ejemplo 2

El ritmo del Ejemplo 2 es el mismo que en el Ejemplo 1, pero como las negras duran la mitad que las blancas y las corcheas la mitad que las negras, el segundo ejemplo suena más rápido.

Ahora veamos un ritmo con algunos silencios incluidos. Comprobaremos que hay momentos (cuando nos lo indica el silencio) en los que no se oye nada. El ritmo del Ejemplo 4 es similar al del Ejemplo 3, pero suena más rápido porque las notas tienen menos duración, o sea, son más cortas.

fig15a

Ejemplo 3

fig15b

Ejemplo 4

A continuación, un ritmo algo más complejo:

Ejemplo 5

Ahora es momento de recordar el ejemplo que se expuso en el anterior capítulo sobre las notas (recordemos que entonces no teníamos en cuenta la duración de las notas).

fig17

Ejemplo 6

Si ahora unimos estos dos últimos ejemplos y a la melodía del Ejemplo 6 le aplicamos el ritmo del Ejemplo 5, nos quedará algo que ya es una sencilla partitura:

fig16a

Ejemplo 7

Hemos mencionado arriba el concepto de ritmo. Aprenderemos algunas nociones sobre él en las siguientes páginas.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para más información.